• El proyecto de ley de Presupuesto 2020 ya se encuentra en el Congreso para ser discutido y estudiado por los parlamentarios.
Crédito fotografía: 
EL DIA
Desde el oficialismo defendieron la propuesta del gobierno que vislumbra un aumento del 3% del gasto público real en relación al año anterior, señalando que responde a la realidad que vive el país. Desde la oposición en tanto, calificaron el proyecto como “mezquino” y que no responde a las necesidades regionales.

Hace unos días atrás, el gobierno ingresó al Congreso para su discusión, el proyecto de ley de Presupuesto 2020, cuyos principales ejes fueron explicados por cadena nacional por el propio Presidente Sebastián Piñera.

“Sin duda, el mundo y Chile enfrentamos tiempos difíciles”, comenzó diciendo el primer mandatario en alusión a temáticas como el cambio climático y la guerra comercial en China y Estados Unidos, para después señalar que la iniciativa presupuestaria “contempla un aumento del gasto público de un 3% real, lo que significa un aumento de U$ 2.133 millones, alcanzando el gasto un monto total de U$ 74.169 millones, y la inversión crece un 6,8%”.

Al respecto, Piñera calificó el proyecto de presupuesto como “reactivador”, asegurando que éste se enfoca en las principales demandas de la ciudadanía: seguridad ciudadana, salud, empleo, pensiones, educación y medio ambiente, pero a la vez señaló, es un presupuesto “responsable”, pues a su juicio, la iniciativa “resguarda los equilibrios macroeconómicos y cumple nuestro compromiso de reducción gradual del déficit fiscal estructural”.

Un presupuesto ajustado a la realidad 

Ya en el Congreso para su discusión, y luego de unos días, se han comenzado a conocer algunos detalles del proyecto de ley que como era de esperar, generaron reacciones tanto a favor como en contra de la iniciativa promovida por el gobierno.

El diputado Juan Manuel Fuenzalida, señaló al respecto, que es un presupuesto que se ajusta “a lo que es la realidad del país, un país que lamentablemente no está produciendo como lo esperábamos”.

Por esa situación afirmó “se hace necesario que sea un presupuesto que tiene que ser austero, que tiene que ser responsable, pero no por ello, deja de crecer. De hecho, crece un 3%, y en el caso de los fondos GORE, creo que hay un aumento del 2,5% en relación al año anterior, y por tanto, eso implica más inversión en la región” aseguró, cifras que afirma, se verán incrementadas “con fondos extras que vamos a recibir por el tema de la sequía”.

“Este es un presupuesto responsable, austero y que se acoge a la realidad nacional”, afirmó.

Cifras que no calzan

Crítico de la propuesta del gobierno es el senador Jorge Pizarro, quien aseguró sentirse sorprendido al ver que el proyecto de presupuesto 2020 “establecen ingresos potenciales, dependiendo si se aprueba o la reforma tributaria”.

“Eso es inédito y por lo tanto, puede generar una distorsión  de los ingresos reales y cuanto puede incidir en las políticas públicas que vienen establecidas en presupuesto”, aseguró

Pizarro desestimó que la iniciativa del gobierno fuera “reactivadora”, pues a su juicio “este es un presupuesto que arrastra una mala ejecución del anterior. No calzan las cifras, porque hay ingresos de un proyecto que aún no se concreta, no sabemos cuánto va a ser (…) Estamos frente a un presupuesto que va a ser desfinanciado, o el gobierno cuando lo esté ejecutando no va  a poder cumplir con las promesas que está haciendo”, aseguró.

Mezquino y en deuda con las regiones

Para el diputado y presidente de la Comisión de Hacienda de la Cámara de Diputados, Daniel Núñez la iniciativa resulta ser “demasiado restrictiva” y por ende, “mezquina”, para pretender acelerar la economía del país para el año 2020.

En ese sentido, Núñez advirtió que el gobierno “ya cometió un grave error el año pasado cuando bajó en forma significativa, la inversión publica, la dejó en cifras muy bajas porque pensó que toda la reactivación dependía del sector privado y no valoró como correspondía las situaciones internas e internacionales que se están dando”.

El legislador comunista advirtió que producto de la guerra comercial entre China y Estados Unidos, la incertidumbre puede mantenerse o empeorar, para lo cual es necesario acudir a la inversión pública para reactivar la economía, medida que según el diputado, este presupuesto, “no lo está haciendo. Las cifras son muy conservadoras”.

Asimismo, el parlamentario se mostró molesto que “una vez más” el presupuesto destinado a regiones “estén muy bajos. Leía que el aumento del presupuesto para la región de Coquimbo era de un 2%, por debajo del crecimiento en otras. Creo que eso es algo inexplicable, pues tenemos temas muy sensibles que no están debidamente tratados, como el combate a la sequía. Faltan propuestas más audaces”.

Más recursos para el FNDR

No obstante, la propia intendenta regional, Lucía Pinto, salió en defensa del proyecto de ley de presupuesto 2020, señalando que lejos de perjudicar a las regiones, la iniciativa gubernamental va en la línea de dirigir mayores recursos a éstas, fortaleciendo los Fondos de Desarrollo Regionales (FNDR).

“El Presupuesto 2020 es un anuncio responsable y que responde a nuestra realidad económica, pero que está elaborado con un fuerte sello en el desarrollo de las regiones, especialmente en áreas como la salud”, señaló la máxima autoridad regional.

En ese sentido, el diputado Juan Manuel Fuenzalida, destacó que en la región “serán dos hospitales nuevos los que van a comenzar su construcción en los próximos años y ya hay un estudio de diseño para lo que es el hospital provincial de Illapel”, señala, a lo que se agrega la construcción de varios consultorios y CESFAM.

En esa misma línea, la intendenta afirmó que “para la región de Coquimbo (este presupuesto) nos entregará un importante apoyo a la reactivación, ya que los recursos del fondo regional aumentarán en casi 4 mil millones de pesos, es decir, podremos alcanzar un FNDR del orden de los 65 mil millones de pesos, una cifra que nos permitirá llevar adelante proyectos emblemáticos y que son prioridad para las habitantes de la región”, aseguró.

Según el cronograma de trabajo, se esperan que durante las próximas semanas, las subcomisiones que estudiarán la iniciativa comiencen a estudiar detenidamente el proyecto, para posteriormente, el 5 y 6 de noviembre, se vote en la comisión mixta de Presupuesto, para posteriormente pasar a Sala el 17 de noviembre, en lo que es su primer trámite constitucional.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X