No es una buena noticia el resultado de la Encuesta Nacional Urbana de Seguridad Ciudadana (ENUSC) 2015 que elabora el Instituto Nacional de Estadísticas (INE). 
En realidad es una mala noticia saber que un 86,8% de los chilenos cree que la delincuencia ha aumentado y conocer el dato objetivo respecto al aumento de la delincuencia en un 2,9%.
Si bien esta encuesta -la más seria en el país- incorpora nuevos fenómenos delictuales como las faltas y también los intentos de robo, es una realidad que ya no se puede negar el aumento de la sensación de inseguridad, y de ello nos hemos hecho cargo como Congreso Nacional con la reciente aprobación de la Agenda Corta Antidelincuencia, a pesar que algunos nos trataron de exagerados a quienes apoyamos este proyecto que promovió el Gobierno.
Estas cifras nos dan la razón. 
Necesitábamos aprobar con urgencia la Agenda Corta Antidelincuencia, que otorga mayores atribuciones preventivas a Carabineros, que es la institución en la que más confianza tienen los chilenos, como también a la Policía de Investigaciones. 
A partir de esta ley se crea el banco unificado de datos y se restringe el ámbito de discrecionalidad que tienen los jueces para otorgar beneficios de libertad a personas que aparecen como reincidentes o “profesionales” de los delitos que más comúnmente afectan a los chilenos. 
Con ello nos estamos haciendo cargo de esta sensación de impunidad que tiene la gente honesta frente a la delincuencia, sobre todo en delitos como robos que son precisamente los que mide la encuesta ENUSC y también incorporamos elementos como trabajo, capacitación técnica y profesional en las cárceles, para favorecer la reinserción.
Algunos nos dijeron que estábamos sobredimensionando una falsa sensación de temor de la población respecto a la delincuencia, pero estas cifras de la Encuesta ENUSC nos revelan que estábamos en lo cierto. 
En vez de negar el fenómeno de la delincuencia, como lo hacen algunos o tildar de exageradas las atribuciones que le estamos dando a Carabineros de Chile, que merecen todo nuestro apoyo y respaldo, debemos seguir haciéndonos cargo de esta realidad como ya  lo hicimos con la Agenda Corta, y esperamos que la Presidenta pueda promulgar esta Ley cuanto antes.

 

 

 

X