• Son los niños, las mujeres y los adultos mayores los más propensos a ser víctimas de violencia y abusos.
Crédito fotografía: 
Cededa
Desde el Juzgado de Familia de La Serena aseguran que existe evidencia de que los casos de violencia intrafamiliar dirigidos a mujeres y a niños han aumentado de manera sustancial durante la pandemia, y que de ello dan cuenta los llamados para solicitar orientación que se han disparado desde el mes de marzo a la fecha. Sin embargo, los números que manejan las policías son inversamente proporcionales, lo que indica que los indica que las actuales circunstancias están llevando a un peligroso silencio.

Las estimaciones del Juzgado de Familia de La Serena, no son para nada alentadoras. De acuerdo a la Magistrada Pamela Pérez, presidenta del Tribunal, en el actual contexto de la pandemia los casos de maltrato en general, tanto a mujeres, niños y ancianos habrían aumentado en alrededor del 50%, pero no se podría tener un conocimiento formal de aquello, ya que las víctimas no estarían realizando las denuncias como en años anteriores.

“Lo que está llegando a tribunales son la mitad de todos los casos. Cuando empezó la pandemia nosotros suponíamos que iba a haber un incremento, pero sólo han aumentado los llamados para orientación”, Pamela Pérez , presidenta Juzgado de Familia de La Serena.

De hecho en lo formal, el tribunal ha recibido un 20% menos de causas, pero los llamados para pedir orientación han crecido un 30%. “Yo creo que lo que está llegando a tribunales son la mitad de todos los casos. Cuando empezó la pandemia nosotros suponíamos que iba a haber un incremento, pero lo que ha pasado es que ha existido un incremento de las llamadas para pedir orientación en los diferentes fonos, las denuncias han disminuido. Entonces eso es lo preocupante, porque si ese llamado finalmente no se está concretando en una denuncia quiere decir que hay un margen de víctimas que no está llegando al poder judicial”, expresó la magistrada.

Pérez también enfatiza en el maltrato infantil, ya que las consultas este año, en relación a la misma fecha del 2019 van al alza, sin embargo tampoco se están concretando en causas formales. “La gente llama a la Policía de Investigaciones, a la Oficina de Protección de Derechos, para saber cómo se puede hacer, cómo se puede denunciar, pero al final no denuncian, porque muchas veces, cuando las personas ven estas cosas no se quieren ver involucradas. Más ahora que el trámite es vía remota, y hay otras variables”, asevera la jueza, poniendo el acento en que son los propios estudios internacionales los que también avalan el hecho de que en tiempos de Covid-19, y con cuarentenas ya sea voluntarias u obligatorias, los casos de violencia se intensifican.

Las escuelas y su rol protector

Además, alerta la magistrada, en relación a las vulneraciones a los menores habría que tener en cuenta que uno de los principales factores de protección para ellos son sus establecimientos, sus escuelas, que debido a la crisis sanitaria han dejado de funcionar. “A nosotros como tribunal, los primeros que nos avisan respecto de que un niño ha llegado golpeado, que un niño contó algo a otro compañero y este compañero lo dijo son los colegios, con eso nos proveemos de información para proteger a los niños. Pero ahora por el contexto que todos conocen no contamos con ese canal de comunicación, ese insumo que a nosotros nos hace iniciar las causas. Y sabemos que esto no ha desaparecido, sino que hay factores que nos hacen pensar que ha aumentado, porque aumenta todos los años”, expresó

Seremi y Sename en alerta

La preocupación por situaciones de esta naturaleza no es nueva, durante los tiempos de Covid. Anteriormente, la Seremi de la Mujer y Equidad de Género Ivón Guerra manifestaba que a nivel regional las consultas al fono 1455, para orientación, habían aumentado en un 125%, pero en lo que tiene que ver con las denuncias formales presentadas ante una entidad competente disminuyeron en relación al año anterior. Esta proporcionalidad inversa es lo que genera la voz de alerta. “Hay que involucrase, debemos ser colaborativos con este flagelo de la violencia de género. Esto que pasa al interior de las casas no es un tema privado es un desafío público que entre todos tenemos que hacernos cargo y abordar (…) Sabemos lo difícil que puede ser para un vecino o vecina involucrarse, pero los números de emergencia son anónimos y sirven para realizar denuncias y así ayudamos a proteger a un sinnúmero de mujeres que son agredidas”, precisó Ivón Guerra.

Por su parte, la directora regional del Sename, Verónica Zárate, señala que el aumento de los casos es evidente, y claro, no todos se denuncian. En lo que concierne a los menores, atribuye gran parte de los abusos y la explotación directamente a la pandemia donde la mayoría de los niños ha incrementado el tiempo que pasan utilizando dispositivos, y navegando en las diferentes plataformas de internet. “El aumento que tenemos respecto a años anteriores es gigante, sobre todo en lo que tiene que ver con hechos y delitos que se cometen a través de las redes sociales (…) Actualmente en nuestro programa de atención a las víctimas tenemos una lista de espera de 25 casos de menores, algo que no es usual pero se explica por las circunstancias que se están viviendo durante esta crisis sanitaria (…) Es bueno abordar estas cosas, porque cuando al niño o niña le ocurre esta situación, existe temor, mucha vergüenza también, y mucha culpa por haber caído en esta trampa, y no les cuentan a sus padres”, manifestó Zárate.

Denunciar siempre

Desde el Tribunal de Familia, la presidenta Pamela Pérez reiteró el llamado a denunciar, incluso si no se tiene relación con las personas afectadas. “Si existe una denuncia formal, nosotros tenemos la obligación de investigar, al igual que Fiscalía, es decir, si nos llega una denuncia en ese contexto, se deriva a la oficina de Protección de Derechos de la Municipalidad, para que se verifique la situación de la víctima en este caso el niño o la niña, porque muchas veces también esto es normalizado por el menor. No es necesario que el denunciante dé su nombre, basta con que nos den el nombre y la dirección de quién está siendo agredido y activamos la red”, finalizó la magistrada.

Claves

Anónimo

 Toda denuncia que se realice a cualquier entidad es de carácter confidencial y se resguarda la identidad quien la interpone.

Pandemia

 El estado actual de pandemia estaría llevando a que las víctimas no realicen las denuncias.

Sin colegios

Son los colegios, en el caso de que las víctimas sean menores, los primeros en alertar y denunciar. Esto no se produce al no estar funcionando.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X