Voluntarios llevan más de una semana colaborando en el centro de acopio de la exestación de trenes en la pasarela Lider. Y seguirán cargando camiones hasta que alguien les diga lo contrario

Podrían estar de vacaciones. Acá en La Serena o en alguna otra parte de la región. O también fuera de ella. Pero no. Ellos, desde hace ya varios días, incluso algunos llevan más de una semana, continúan recopilando alimentos, agua y todo lo necesario para ir en ayuda de las familias damnificadas que harto mal lo están pasando debido a los incendios que siguen azotando al sur del país.

Son cientos los jóvenes, que durante varias horas al día, juntan cajas y cajas, para luego armarlas  y llenarlas. Lo ideal es que cada una tenga lo necesario. Que ninguna lleve más que la otra. Son más de 600 y que, como señaló el concejal Pablo Yáñez, precursor de la ayuda solidaria, “lo principal es que cada familia reciba la suya y pueda estar tranquila al menos una semana”.

No a la vergüenza  

Uno de los voluntarios que no la pensó para estar colaborando en el centro de acopio instalado en la exestación de trenes, frente a la pasarela Lider, es Nicolás Pinilla (17).

Antes de comenzar a cargar el camión que partió al sur, comentó que  “yo bailo cueca y tenía contacto con el concejal Pablo Yáñez y me motivó, puesto que vi un mensaje que publicó en las redes sociales y que decía que viniera a la exestación de trenes para que aportara como voluntario, ya que se necesitaba mucha gente para poder realizar todo este trabajo, pues son muchas cosas las que hemos enviado al sur”.

Ante la negativa de algunos jóvenes por ayudar, añadió que “nadie te obliga a que lo hagas, pero ojalá que los jóvenes no tengan vergüenza y que vengan a ayudar, porque es una muy buena causa y lo mejor es que conoces gente genial y se forman muchas amistades, muchos lazos con otras personas, así que no lo pasas mal. Acá colaborando llevo una semana y estamos desde las 09:00 de la mañana hasta casi las 22:00 horas -en  su caso-, pero lo hago con cariño. Trabajamos de lunes a sábado, pues el domingo lo dejamos para juntar fuerzas para el día siguiente”.

En tanto, Catalina Segura (15) afirmó que “nunca había colaborado pero ahora hicimos un grupo, quisimos venir y terminamos haciéndolo con la mejor de las ganas. Nuestra intención era venir una tarde, pero terminamos trabajando todos los días y estaremos acá hasta que terminemos. Quizás estamos aportando un granito de arena, pero granito a granito se va formando la playa”.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X